Al mismo tiempo comprendí que la base de su pesimismo no era el desprecio del mundo, sino el desprecio de sí propio, pues si bien hablaba sin miramientos y con un estilo demoledor de instituciones y personas, nunca se excluía a sí, siempre era él mismo el primero contra el que dirigía sus flechas, era él mismo el primero a quien odiaba y negaba. El lobo estepario, Hermann Hesse (via nadie-nisiquieralalluvia)

(via kinetox)

788 notes
Mi ambición está limitada por mi pereza. Charles Bukowski (via mneiae)

(via sonrisadepeces)

144 notes
Y recordaré tu cuarto
la sensación de ti
tus discos
tus libros
nuestro café de la mañana
nuestras noches. Charles Bukowski (via deberiasserungustodehelado)
81 notes
Quien nunca deseó destruir la música, nunca la ha amado. E. M. Cioran, El libro de las quimeras. Trad. Joaquín Garrigós. Tusquets: México, 2013., p. 110 (via getzemanigonzalez)

(via kinetox)

6 notes